#Cuba Para Formell: coro de ángeles y mucho más

Cuba por Siempre

Por Ernesto Cuní

Dale dos, dos caramelos; ¡Alalilolei, que bolá!; No tires una bola extraña y déjate de cuento conmigo; y mi niñez se hace presente. Mantilla, mi rincón habanero natal. Victórico, un mortal común de esta tierra, explayado en el escenario de mi cuadra con sus últimos pasillos “casineros” al son de los Van Van. Junto a él la vecindad también en goce. Mis padres haciendo lo suyo porque Juan Formell y los Van Van no tienen edad establecida.

Y es que Formell es eso, multitudes, hombre y sangre repetido en millones de cubanos que se identifican con él. Utilizo el verbo en presente porque ese cubano universal no ha muerto. Vive en cada una de las canciones —estampas cotidianas del criollo marcadas en nuestro pentagrama musical— brindadas a este pueblo.

Ver la entrada original 288 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s